Cladius pectinicornis

Cladius pectinicornis

El mosca negra de rosas (Cladius pectinicornis, Geoffroy, 1785) es un insecto perteneciente a la familia Tenthredinidae.

Sistemática –
Desde un punto de vista sistemático pertenece a:
dominio eucariota,
Reino Animal,
Sub-reino Eumetazoa,
sucursal bilateria,
filo artrópodos,
subfilo tracheata,
Superclase Hexapoda,
clase insecta,
Subclase Pterygota,
cohorte de endopterigota,
Superorden Oligoneoptera,
sección Hymenopteroidea,
orden himenópteros,
suborden Symphyta,
Superfamilia Tenthredinoidea,
familia Tenthredinidae,
Subfamilia Nematinae,
tribu Cladiini,
Género Cladius,
Especies de C. pectinicornis.

Distribución Geográfica y Hábitat –
Cladius pectinicornis es una especie paleártica presente en Europa, Asia Menor, norte de África y fue introducida accidentalmente en América del Norte; en Italia está muy extendido también gracias al comercio de rosas ornamentales.
Este Sinfite Hymenoptera realiza su ciclo sobre rosas pero también sobre Fresas, Spirea y Potentilla, y en primavera y verano puede dar lugar a llamativas infestaciones que a menudo superan el umbral de atención.

Morfología –
Los adultos de Cladius pectinicornis tienen un cuerpo negro brillante, cubierto de una diminuta pubescencia blanca; las espinillas y los tarsos son blanquecinos. Las alas delanteras son subtriangulares, con costillas marrones. Los machos, de 4-5 mm de largo, tienen antenas peinadas debido a la presencia de un vistoso proceso en la parte superior de los antenómeros del III al VI, cuya longitud va decreciendo.
Las hembras miden 5-7 mm de largo, ponen, en los pecíolos foliares, huevos elipsoidales, lisos, amarillentos (1,5 x 0,5 mm).
La larva madura, de 10-12 mm de largo, es de color verde amarillento, con pelos densos y cortos, y una banda longitudinal dorsal oscura; la cabeza es pequeña, de color amarillo verdoso con manchas marrones. Las larvas, de tipo eruciforme, tienen aparato bucal masticador dotado de robustas mandíbulas y poseen pseudopatas abdominales, características que las asemejan a las de los lepidópteros de los que se distinguen fácilmente por la cantidad de pseudopatas que, en estos últimos, , suelen estar presentes desde el III hasta el VI y hasta el X urite, mientras que en los tentdinoides se encuentran desde el II hasta el VII y hasta el X urite.

Actitud y Ciclo de Vida –
La mosca negra de rosas es un fitófago de las Rosaceae que puede realizar su ciclo en cualquier caso sobre otras plantas. Los adultos aparecen entre abril y mayo, las hembras se ponen oviposamente en los pecíolos de las hojas especialmente de las Rosas.
Las larvas nacen después de 10-15 días y viven en el envés de las hojas.
Las larvas recién nacidas comienzan a alimentarse de órganos vegetales tiernos, en particular hojas, que roen al colocarse en la página inferior de la hoja, perforando y esqueletizando las hojas, además tienen un comportamiento gregario.
Alcanzada la madurez, las larvas pupan sobre las hojas dentro de un capullo marrón ovoide, formado por dos capas sedosas, la parte exterior de las cuales es de textura gruesa. La pupa recién formada es blanquecina; después de 5-6 días el cuerpo se oscurece, mientras que las patas se vuelven amarillentas.
Los adultos de la primera generación parpadean en junio-julio e inician la segunda generación, que tiene lugar en el verano y alcanza las mayores densidades de población. En otoño comienza la tercera generación, cuyas larvas maduras hibernan en el suelo, dentro de un capullo sedoso.
Así, durante el año puede haber 2-3 generaciones, dependiendo de las condiciones climáticas y ecológicas e invernando en el suelo generalmente como larva madura.

Rol Ecológico –
Las poblaciones de Cladius pectinicornis ocurren en el período primaveral, cuando las larvas, nacidas de los huevos puestos en abril mayo por las hembras de la generación invernante, roen pequeñas porciones del envés de las hojas, respetando la epidermis opuesta; posteriormente perforan el colgajo.
Si estos insectos están presentes en grandes cantidades, pueden defoliar plantas enteras.
Entre los antagonistas presentes en la naturaleza se han reportado el Ichneumonid Hymenoptera Acrotomus lucidulus, Mesoleius armillatorius y Mesochorus cimbicis así como el Eulofid Tetrastichus hylotomarum. La lucha contra las larvas de C. pectinicornis y otros Tenredini se justifica solo en presencia de fuertes ataques de verano, especialmente en cultivos intensivos, y debe llevarse a cabo con formulaciones insecticidas autorizadas. En el caso de infestaciones primaverales limitadas y localizadas, es útil la eliminación oportuna de los brotes con signos de oviposición, y posiblemente aquellos con presencia de larvas.

Guido Bissanti

Fuentes
– Wikipedia, la enciclopedia libre.
– Russo G., 1976. Entomología Agrícola. Parte Especial. Liguori Editore, Nápoles.
– Pollini A., 2002. Manual de entomología aplicada. Edagricole, Bolonia.
– Tremblay E., 1997. Entomología aplicada. Liguori Editore, Nápoles.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.