Valor nutricional del tomate

Valor nutricional del tomate

El tomate (Solanum lycopersicum, L. 1753) es una planta anual de la familia de las solanáceas cuyas bayas, con su característico color rojo, son muy utilizadas en la alimentación en muchos países del mundo.
Las partes verdes de la planta son tóxicas, ya que contienen solanina, un glicoalcaloide esteroideo que no se elimina ni siquiera con los procesos de cocción normales; por esta razón, el tallo y las hojas no se utilizan en el sector alimentario.

Caracteristicas –
Las bayas (frutos) de los tomates también contienen solanina (α-tomatina y dehidrotomatina) pero en cantidades muy bajas: la fruta roja madura contiene de 0,03 a 2,3 mg / 100 g de peso fresco, el tomate amarillo rojizo para ensalada contiene en promedio 6 mg / 100 g de peso fresco, mientras que el tomate verde para ensalada contiene en promedio 9 mg / 100 g de peso fresco. Cabe señalar que el tomate verde para ensalada se encuentra realmente en el inicio de la maduración y contiene una cantidad mucho menor de solanina que el fruto verde completamente inmaduro, donde el contenido de solanina puede superar los 50 mg / 100 g de peso fresco.

Propiedad –
La fruta madura del tomate es rica en nutrientes, aunque baja en calorías, y se utiliza habitualmente con fines alimentarios, en ensaladas o como ingrediente en la preparación de salsas y platos cocinados, como la pizza. El jugo de tomate o centrifugado, tomado como bebida, pone a disposición del organismo una cantidad importante de licopeno, un antioxidante que se cree que tiene cierta función protectora frente al riesgo de cáncer de próstata.
Los tomates son bayas que tienen propiedades anticancerígenas y antioxidantes y son ricas en vitaminas y útiles contra la gota y el reumatismo.
Los tomates son ricos en vitaminas y sales minerales, aptos para quienes padecen gota, astenia, reumatismo, uremia, hipertensión, nefritis, estreñimiento. Los tomates facilitan la digestión de los alimentos que contienen almidón y calman la inflamación de los sistemas digestivo e intestinal.
Los tomates contienen dos sustancias importantes, los ácidos cumarico y clorogénico, que tienen la capacidad de bloquear los efectos de las nitrosaminas, sustancias cancerígenas que causan un daño pulmonar mayor que el de un cigarrillo;
El licopeno contenido en los tomates se encuentra en las paredes celulares. Al cocinarlos con un poco de aceite, las células revientan y liberan más de esta importante sustancia.
Por sus propiedades, los tomates también se utilizan como cosmética natural y son útiles para prevenir diversas patologías y disfunciones como el reumatismo y las intoxicaciones alimentarias, así como los casos de gota e hipertensión.

Ficha nutricional –
100 g de tomates contienen 17 kcal / 72 kj. Además, por cada 100 g de estas bayas tenemos de media:
– Agua 94,2 g;
– Hidratos de carbono 2,8 g;
– Azúcares 2,8 g;
– 1,2 g de proteína;
– Grasa 0,2 g;
– Colesterol 0 g;
– Fibra total 1 g;
– Sodio 3 mg;
– Potasio 290 mg;
– Hierro 0,4 mg;
– Calcio 11 mg;
– Fósforo 26 mg;
– Vitamina B1 0,03 mg;
– Vitamina B2 0,03 mg;
– Vitamina B3 0,7 mg;
– Vitamina A 42 µg;
– Vitamina C 21 mg.




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *