Aceite de insecticida blanco orgánico hágalo usted mismo

Aceite de insecticida blanco orgánico hágalo usted mismo

El aceite blanco producido en la granja es uno de los preparativos más fáciles, económicos y amigables con el medioambiente.
En muchos países (los Estados Unidos y Australia a la cabeza) también se lo conoce como “Aceite blanco natural”. El aceite blanco es un remedio natural generalizado, especialmente para los parásitos de los cítricos. Sin embargo, debemos tener cuidado con su fitotoxicidad, que es consecuente con la penetración por capilaridad dentro de los tejidos de la planta (especialmente si se usa en grandes cantidades, para plantas con una textura de hojas más delicada y en horas de calor). En cuanto a la acción insecticida se debe a la oclusión de los espiráculos traqueales con la consecuente muerte del insecto por asfixia.
Es un pesticida natural de amplio espectro. Se utiliza como un aerosol para pulverizar en las plantas a tratar para el tratamiento de una amplia gama de plagas. El spray actúa como aceite mineral: forma una capa muy delgada que bloquea los poros de los insectos que causan su asfixia y muerte. Por esta razón, es eficaz para el tratamiento y la prevención de infestaciones de áfidos, cochinillas, ácaros, insectos defoliantes y otras plagas.
El producto debe rociarse especialmente en las páginas inferiores de las plantas, donde la mayoría de los muchos parásitos a menudo se ocultan.
Recuerde que no es miscible con azufre y que es dañino para plantas gordas o plantas con hojas gruesas.
Los ingredientes necesarios para la receta son 100 gramos de aceite (aceite de semilla, aceite de maíz, aceite de soja, aceite de canola, aceite de oliva, etc. *), 10 g de jabón de Marsella ** y 10 l de agua (es bueno emulsionar bien el producto y agitar bien periódicamente antes de pulverizar). Se pueden usar diferentes proporciones dependiendo de las diferentes situaciones, pero siempre es la experiencia la que nos hace entender la mejor relación. Este insecticida orgánico debe usarse puro para el tratamiento de una infestación en curso o con mayores diluciones en el caso del tratamiento preventivo.

Guido Bissanti

* Debe recordarse, sin embargo, que los aceites obtenidos por prensado simple son preferibles a los de las semillas porque estos últimos, debido al tipo de extracción adoptado, siempre llevan consigo trazas de hidrocarburos.
** el jabón aumenta el tiempo de residencia de este producto y también lleva a cabo una acción insecticida.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *